Difusión de la memoria ancestral y oficios tradicionales son las principales líneas de trabajo del Plan de revitalización cultural indígena en Los Ríos

El Departamento de Pueblos Originarios (DEPO), dependiente del Servicio Nacional del Patrimonio Cultural junto a representantes de la Mesa Asesora de representantes indígenas de la región de Los Ríos, firmaron el Plan de Revitalización Cultural Mapuche- Huilliche y Mapuche- Lafkenche 2018- 2020, para dar el vamos a las líneas de trabajo y actividades a desarrollar de manera conjunta por dicho período.

Este documento detalla las líneas de trabajo priorizadas por las propias comunidades y que se enfocarán en la recopilación y difusión de la memoria local sobre cultura ancestral y territorio del pueblo Mapuche y la enseñanza del mapuzungún, mediante la formación de artes y oficios tradicionales.

Al respecto, José Ancán, jefe del Departamento de Pueblos Originarios indicó que “este es un programa que apunta a la revitalización cultural y que surge de las demandas de las organizaciones indígenas, y que tiene relación con el autodiagnóstico que hacen las propias organizaciones sobre sus propios sistemas culturales. Lo que han planteado es que sus sistemas culturales están en una situación de desmedro y de pérdida de elementos culturales fundamentales como por ejemplo la lengua, las tradiciones y oficios. Es por eso que el eje de este programa es la revitalización cultural y la participación permanente de las organizaciones en la definición de las líneas programáticas en cada región del país. La firma de este plan representa el acto final de un proceso de diálogos de las comunidades respecto a la ejecución de este programa de carácter bi anual”.

Asimismo indicó que “hay un esfuerzo en esta generación de dirigentes de implementar acciones orientadas en que la lengua se hable y es por eso que la línea principal de trabajo en todas las regiones es la revitalización lingüística”.

Para establecer la ejecución de esta programación, se validaron las actividades contenidas en ella a través de una mesa asesora de representantes indígenas, la cual está compuesta por Guillermo Jaque Calfuleo del territorio Lanco, Juan Huichicoy Chicuy del territorio Valdivia, Pascual Pichun Collonao del territorio Valdivia, Beatriz Chocori Huenullanca del territorio Panguipulli, Rosario Ancacura del territorio Mariquina y Francisco Caquilpan del territorio Panguipulli.

En ese sentido, Pascual Pichun, indicó que “este plan es la continuidad de lo que venimos haciendo hace dos años y que ha sido enfocado principalmente en las necesidades que las comunidades nos han planteado como mesa asesora que integramos y que es contraparte de este programa. Ha sido positivo el trabajo que se ha hecho hasta ahora, pero siempre es necesario fortalecer más los apoyos que nos permitan realmente darnos frutos en el día a día en aspectos como la formación y el rescate de nuestra cultura, porque hoy en día hay muchas cosas que se han ido perdiendo en términos culturales en nuestras comunidades pero es necesario un trabajo más constante”.

En esa mima línea, Juan Huichicoy, comentó: “para nosotros es importante, porque hay gran cantidad de personas que han perdido los oficios y la forma de hablar el mapuzungún; entonces este plan contribuye a acercar estos elementos a las comunidades. Las cosas no son separadas dentro del mundo mapuche entonces para entender el idioma uno también tiene que entender más cosas de la cultura; por lo que las actividades y talleres serán de gran ayuda para las personas que necesitan trabajar, y qué mejor para ello que un oficio.”

Dentro de las líneas de acción se destaca: la recopilación y difusión de la memoria local sobre la cultura ancestral y territorio del pueblo mapuche a través de trawunes (encuentros) entre personas hablantes y sabios/as de los territorios de la región; y la enseñanza del mapuzungun mediante la formación en artes y oficios tradicionales , rescatando las variaciones culturales de cada territorio.