Se declara Alerta Temprana Preventiva para la Región de Los Ríos por precipitaciones

Se anuncia entre 50 y 70 milímetros de agua que caerá en las zonas del valle y precordillera de la región de Los Ríos.

De acuerdo con la información proporcionada por la Dirección Meteorológica de Chile (DMC), mediante su Alerta Meteorológica emitida durante la presente jornada, se pronostican precipitaciones de intensidad moderada a fuerte en precordillera y cordillera de la Región de Los Ríos.

Del mismo modo, a través de su Aviso Meteorológico, se esperan precipitaciones normales a moderadas en el resto de la región. Cabe señalar, que se desarrollarán durante el sábado 25 y hasta la mañana del domingo 26 de julio.

Por otro lado, la Gobernación Marítima de Valdivia indica de Aviso de Mal Tiempo para el día sábado 25 de julio, desde las 00:00 hasta las 06:00 horas, que afectará el sector costero entre Isla de Mocha y el Faro San Pedro, con la siguiente descripción: Cubierto, visibilidad 6 – 8 km, lluvia – chubascos, viento N – NO. Mar marejadilla a Marejada (1.0 – 2.0 metros) en área oceánica, rizada a marejadilla en bahía con rompiente en borde costero.

Conforme a estos antecedentes, que suponen un aumento del riesgo asociado a esta variable meteorológica, la Dirección Regional de ONEMI Los Ríos, declara la Alerta Temprana Preventiva Regional por precipitaciones, vigente a partir de hoy y hasta que las condiciones meteorológicas así lo ameriten.

La declaración de esta alerta, se constituye como un estado de reforzamiento de la vigilancia, mediante el monitoreo preciso y riguroso de las condiciones de riesgo y las respectivas vulnerabilidades asociadas a la amenaza, coordinando y activando al Sistema de Protección Civil con el fin de actuar oportunamente frente a eventuales situaciones de emergencia.

ONEMI recomienda a la población informarse sobre las condiciones del tiempo; revisar y limpiar el techo y canaletas de las viviendas; mantener las vías de evacuación de aguas lluvias libres de tierra y desperdicios; evitar transitar a pie o en vehículos por zonas o caminos anegados; y evitar internarse en zonas montañosas, ríos, lagos y mar, especialmente cuando las condiciones meteorológicas sean desfavorables.